salario

A la hora de conseguir una negociación salarial de éxito en un cambio de trabajo es fundamental entender la situación de la empresa. Además, es muy importante conocer la demanda que tiene puesto en el mercado laboral, cuánto más gente esté demandado y luchando por un puesto más poder de negociación tendrá la empresa y por tanto, más difícil será conseguir un aumento de salario.

Según Robert Walters, la consultora en búsqueda y selección especializada de mandos intermedios y directivos a nivel global, es imprescindible disponer de la siguiente información antes de tratar esta cuestión con la empresa contratante:

1.- Situación económica de la compañía

Es importante conocer la situación económica que está atravesando la empresa para la cual se está siendo entrevistado. ¿Obtuvo beneficios récord el año pasado? O por el contrario, ¿no alcanzó los objetivos financieros previstos? ¿Ha despedido a muchos empleados en los últimos 12 meses? Todos estos factores influirán a la hora de que la organización ofrezca un salario por encima o por debajo del valor de mercado.

2.- Banda salarial de puestos similares

Es necesario investigar cuál es la banda salarial media de aquellos profesionales que estén desarrollando funciones similares a las del puesto ofertado. Presentar la información obtenida de un estudio de remuneración resultará la fuente más fiable. No obstante, es recomendable demostrar también con ejemplos específicos de otras ofertas similares, que el sueldo que estamos solicitando es justo y razonable.

3.- Condiciones de tu sector profesional

¿Existe una escasez de candidatos con tus habilidades en el sector para el que trabajas? ¿Han subido las bandas salariales en tu sector, o por el contrario, han decrecido? ¿Existe un alto volumen de puestos disponibles en el mercado laboral que encajen con tu conjunto de competencias? Conocer la respuesta a estas preguntas nos permitirá ser realistas y comprender a qué sueldo podríamos aspirar.

4.- Compensación

No nos debemos dejar envolver por una falsa sensación de satisfacción al obtener un mayor salario. Hemos de considerar todos aquellos costes adicionales que podría conllevar el puesto de trabajo; un gasto mayor en transporte o la pérdida de beneficios sociales tales como tickets restaurant, seguro médico, o coche de empresa. Por el contrario, es posible que en este nuevo empleo percibamos un sueldo inferior pero disfrutemos de ventajas con las que no contábamos anteriormente.

Si quieres acceder al estudio de remuneración de Robert Walters sobre las tendencias y bandas salariales del mercado de la contratación a nivel mundial pincha aquí.