Los benchmarks según índices estilo son tipos de benchmark que utilizan un estilo concreto de inversión como punto de referencia. Para ello utilizan un índice que siga ese estilo concreto.

Los cuatro tipos de estilo más conocidos son:

  • Estrategia de crecimiento en valores de larga capitalización (large-capitalization growth).
  • Estrategia de crecimiento en valores de pequeña capitalización (small-capitalization growth).
  • Estrategia de valor en valores de larga capitalización (large-capitalization value).
  • Estrategia de valor en valores de pequeña capitalización (small-capitalization value).

Las principales ventajas de este utilizar índices de estilo como benchmark es que los índices son muy reconocidos, fáciles de entender y ampliamente disponibles. Los índices son benchmark muy apropiados si reflejan el estilo de inversión que debe llevar a cabo un gestor y reflejan su área de conocimiento.

Por el contrario, algunos índices de estilo pueden estar sobreponderados en algún tipo de activo o sectores, que sobreinfluencian el benchmark. Además, las diferencias en la definición de los estilos de inversión pueden llegar a producir rentabilidades diferentes y en ese caso no sería un benchmark apropiado.