Concentración de mercado se refiere al grado en el que un mercado está aglutinado o consolidado en un número determinado de agentes, sean estos productores o vendedores.

El grado de concentración de mercado proporciona información valiosa con respecto a la estructura del mercado y su influencia en el nivel de competencia. En general, se suele relacionar un alto grado de concentración de mercado con un bajo nivel de competencia. Esta relación viene de la teoría de competencia perfecta y monopolio.

¿De qué depende la concentración de mercado?

En general, la concentración de mercado depende de dos factores: del número de empresas y de su tamaño relativo. De esta forma, un mercado estará más concentrado mientras menor sea el número de empresas y mientras mayor diferencia exista entre el tamaño de estas.

¿Cómo se mide la concentración de mercado?

Para poder obtener una medida cuantitativa de la concentración de mercado se suele construir un indicador, el que luego se compara con la situación de competencia perfecta en donde se supone que existen numerosas empresas competidoras de pequeño tamaño.

Índices de concentración más utilizados

Entre los índices de concentración más utilizados se encuentran:

  • Recíproco del número de empresas: si n es el número de empresas el indicador se calcula como 1/n. Este indicador puede ser útil cuando las empresas del mercado son muy similares en tamaño. No obstante, cuando las empresas son disímiles el indicador transmite muy poca información.

RE= 1/n

  • Razón de concentración de k empresas: mide el producto acumulado de las mayores k-empresas en relación con el producto total dentro de un mismo periodo. El índice presenta la desventaja de que no representa la totalidad del mercado y no capta si existe cambios en las empresas incluidas en el índice. La fórmula de cálculo es la siguiente:

Ck= ∑Qi/Qn

           Donde: Qi= ventas de la empresa i; Qn=ventas totales en el mercado

HHI= ∑Si2

            Dónde: Si= participación de mercado de la empresa i.