En microeconomía, la curva de demanda es el gráfico que representa la relación entre el precio de un determinado bien o servicio y el nivel o cantidad de demanda que los consumidores aceptan.

En la teoría económica neoclásica, la curva de demanda es una de las herramientas para predecir el efecto de los precios, a partir de un gráfico donde se recoge la relación entre nivel de demanda y precios, siendo ésta decreciente puesto que la relación es inversa.

Así, una ecuación de demanda que sea:

Qd= 190-2P,

indica que a medida que el precio sea mayor los consumidores querrán una menor cantidad.

De esta relación también podemos obtener las elasticidades, que señalan en qué proporción varía la demanda cuando hay un movimiento incremento o decremento) en el precio de una unidad. Podemos así estudiar la incidencia en los consumidores de los cambios en los precios.

Ley de Oferta y demanda_

En el mismo gráfico se incluye también la curva de oferta, con la que se establece la relación directa entre precio y nivel de oferta, que es creciente debido a la relación directa entre precios y nivel de oferta.

De la intersección de ambas, surge el precio de equilibro, que es aquel que determina el precio a partir del cual se produce una situación ideal de estabilidad sin excedentes, a partir del cual toda la oferta de los productores es adquirida por los demandantes.

Movimientos en la curva de demanda

La demanda no es estática, y no permanece inalterable en el tiempo si no que varía en función de algunos factores externos a la ecuación, por lo que la curva de demanda puede desplazarse gráficamente dependiendo de cambios de otros factores relacionados. Gráficamente señala de forma estática el nivel de demanda que se obtiene para cada precio, sin embargo los desplazamientos pueden ser debidos a las siguientes circunstancias, originando un nuevo precio de equilibrio y una nueva curva grafica que suponen niveles de demanda diferente para un mismo precio:

  • Aumentos en el número de demandantes del bien
  • Cambios en las perspectivas de precios futuros
  • Cambios en los gustos de los consumidores
  • El aumento de la renta en los consumidores
  • Cambios en los precios de bienes sustitutivos