La logística son todas las operaciones llevadas a cabo para hacer posible que un producto llegue al consumidor desde el lugar donde se obtienen las materias primas, pasando por el lugar de su producción.

Son principalmente las operaciones de transporte, almacenamiento y distribución de los productos en el mercado, por ello se considera a la logística como operaciones externas a la fabricación primaria de un producto y es uno de los departamentos de las empresas que más se suele externalizar o subcontratar.

La logística es un término cada vez más utilizado en nuestros días. Procede del concepto militar francés logistique, donde se empezó a utilizar para denominar el transporte, el suministro y el alojamiento de las tropas. Actualmente se utiliza también en el ámbito empresarial, principalmente en los sectores de marketing y distribución.

Hay quien define la logística como el arte de dirigir los materiales y productos desde la adquisición de las materias primas en la fuente hasta el consumo por el usuario final.

El objetivo de la logística es poner a disposición del consumidor el producto deseado, en la cantidad y momentos precisos, en el mejor punto de venta y que todo ello se realice al menor coste posible.

Funciones de la logística

La logística comprende varias actividades para cumplir sus objetivos:

  • Procesamiento de los pedidos: Todo lo relacionado con las ordenes de compra.
  • Manejo de materiales: Engloba todos los medios materiales para mover los productos tanto en los almacenes como entre estos y los puntos de venta (cintas, transportadoras, carretillas, etc.)
  • Embalaje: Sistemas utilizados para la protección y conservación de los productos.
  • Transporte de la mercancía: Determina los medios materiales para transportar el producto (camión, tren, barco, etc.)  y la planificación de las rutas que proporcionen el menor coste posible.
  • Almacenamiento: Emplazamiento del producto, dimensión y características del almacén.
  • Control de stock: Determinar las existencias del producto que el vendedor debe tener disponibles para la venta.
  • Servicio al cliente: Incluye los servicios y medios necesarios para que el cliente adquiera el producto.

El coste de la logística

El coste de logística en el coste total del producto varía de un producto a otro y depende del país en el que nos encontremos. Por ejemplo, las bebidas no alcohólicas (agua, cerveza, refrescos) tienen un coste de logística entre el 5 y el 10% según la empresa y el país. El gasto logístico supone un 11% del coste de producción de un coche. En España el porcentaje medio del coste logístico es del 10.7%, debido a que el transporte de mercancías se realiza principalmente por carreteras. La media de la Unión Europea es del 8%.

Actualmente las empresas están tratando de que sea el propio consumidor el que pague una gran parte del coste de logística, esto ocurre primordialmente en el comercio electrónico, donde los gastos de envío los asume casi siempre el cliente.