Los ratios de cobertura de intereses relacionan masas patrimoniales de la cuenta de resultados y del balance de situación. Estos nos informan acerca de la capacidad de la empresa para hacer frente al pago de su deuda.

Conocer el grado de endeudamiento de una empresa es de vital importancia a la hora de realizar un análisis fundamental. Pero saber el nivel de deuda no es suficiente, ya que este no nos dice nada acerca de la capacidad de pago de la empresa. Para ello se usan los ratios de cobertura de intereses.

Por lo tanto, estos ratios nos van a decir si la empresa va a ser capaz de atender su deuda con la cantidad de ingresos que está generando.
Los ratios de cobertura de intereses, junto con los ratios de deuda forma la categoría conocida como ratios de solvencia.

Principales ratios de cobertura de intereses

Existen diversas formas de calcular este ratio, dándole más peso a unas masas patrimoniales o a otras dependiendo de la empresa y el sector. A continuación se citan algunos de ello

 

 

A través de estos ratios podemos saber en qué medida la empresa sería capaz de atender el pago de su deuda. El ratio de cobertura de activos fijos que incluye los leasings es de gran importancia a la hora de analizar compañías que cuentan con grandes inmovilizados a través de leasings. Un claro ejemplo de este tipo son las compañías aéreas.

Niveles adecuados de los ratios

Es difícil establecer niveles óptimos de este ratio para cada empresa. Esto va a depender principalmente del sector, como de las características de la empresa y su entorno. De todos modos en ningún caso este ratio podría estar por debajo de 1. De ser así la empresa no sería capaz de hacer frente al pago de su deuda. Un ratio de 1,5  o superior, suele considerarse como una referencia adecuada de la capacidad de pago de la empresa tanto para el mercado, como para entidades de crédito.