La quiebra de una empresa siempre es un drama, no solo para los directivos y accionistas. La caída de grandes empresas provoca terribles efectos en la economía: disminución del consumo, desempleo y empobrecimiento de la sociedad. A continuación exponemos algunas de las quiebras más sonadas de la Historia.

A la cabeza de las grandes quiebras encontramos al banco de inversión Lehman Brothers. Su caída en septiembre de 2008 tuvo efectos demoledores sobre la economía mundial. Estamos hablando de una bancarrota que dejó unas deudas de más de 613.000 millones de dólares. El banco contaba con más de 26.000 trabajadores en todo el mundo y su quiebra provocó el inicio de la crisis subprime.

El caso de Lehman Brothers supone la mayor bancarrota de la Historia. Finalmente, el Barclays Bank adquirió su red de oficinas y se hizo cargo de sus inversiones. Tras Lehman Brothers se sitúa en segundo lugar la cooperativa de crédito y ahorros Washington Mutual con una quiebra valorada en 327.900 millones de dólares.

Los escándalos corporativos también han ocasionado importantes bancarrotas. En el sector de las telecomunicaciones tenemos el ejemplo de World.com. La compañía llegó a estar valorada en más de 180.000 millones de dólares, llegando a situarse en Estados Unidos solo por detrás de AT&T. Sin embargo, la guerra de precios, la fuerte competitividad y el auge de la telefonía móvil terminaron por provocar su caída. Su director, Bernie Ebbers, terminó siendo condenado a 25 años de cárcel y la quiebra que dejó la empresa llegó a los 103.900 millones de dólares.

También en las grandes quiebras y en el nada célebre mundo de los escándalos empresariales encontramos el caso de Enron. La compañía energética no solo se enfrentó a una de las mayores bancarrotas de la Historia, sino que también está incluida entre los grandes escándalos corporativos. La compañía era todo un estandarte del sector energético. Sin embargo, se descubrió que la empresa falseaba la contabilidad y su ocaso dejó una bancarrota por valor de 65.500 millones de dólares. En nuestro artículo “Los cinco escándalos corporativos más grandes de la historia” explicamos en profundidad el caso Enron y la caída de World.Com.

Si hablamos de la industria del motor, cabe destacar a la norteamericana General Motors, todo un icono en el mundo del automóvil. La empresa fabricaba vehículos tan populares como el Cadillac. Pues bien, pese a su elevado volumen de facturación, la crisis de 2008 terminó por causar estragos en la empresa y ante un pasivo de 91.000 millones de dólares tuvo que declararse en bancarrota. La razón del hundimiento de General Motors se hallaba en que dependía excesivamente del mercado estadounidense y no planificó su futuro a largo plazo. General Motors no es la única empresa automovilística que ha sufrido una quiebra. Otras marcas de primer nivel como Chrysler sufrieron las terribles consecuencias de la crisis de 2008. Y es que la crisis subprime se cebó con el sector bancario y con las empresas del automóvil. La bancarrota que dejó Chrysler en 2009 llegó a alcanzar la cifra de 39.000 millones de dólares.

En conclusión, las compañías más afectadas pertenecen a sectores como la banca, la industria del automóvil, energías y telecomunicaciones.

A continuación detallamos las mayores bancarrotas empresariales de la historia.

Empresa

Valor de la quiebra

(millones de $)

Sector

1

Lehman Brothers

613.000

Banca

2

Washington Mutual

327.900

Banca

3

World.Com

103.900

Telecomunicaciones

4

General Motors

91.000

Automóvil

5

Enron

65.500

Energético

6

CONSECO

61.000

Banca

7

Chrysler

39.000

Automóvil

8

Thornburg Mortgage

36.500

Inmobiliario

9

Pacific Gas and Electric Company

36.000

Energético

10

Texaco

34.900

Energético

11

Financial Corporation of America

33.800

Banca

12

Refco Inc

33.300

Financiero

13

Indymac Bancorp

32.700

Banca

14

Global Crossing

30.185

Telecomunicaciones

15

Bank of New England

29.700

Banca