amazon_logo_plain-svg

El gigante del comercio electrónico se plantea ampliar su negocio y convertirse en una operadora de Internet. De esta forma, reforzaría su presencia en Europa y mejoraría los servicios ofrecidos a sus usuarios.

La compañía americana dirigida por Jeff Bezos, que comenzó vendiendo libros y que actualmente es uno de los grandes del comercio por Internet, no deja de sorprender a sus usuarios con sus servicios, porque para este gigante del comercio electrónico siempre hay retos que superar y mercados que conquistar. Si recientemente lanzaba su servicio de música streaming, pronto podría conquistar otra nueva meta y convertirse en un proveedor de Internet para sus usuarios, según ha revelado el portal “The Information”.

Con este nuevo proyecto, Amazon quiere impulsar sus servicios de televisión y vídeo en Europa, según las afirmaciones facilitadas por el portal “The Information”, ya que de esta forma no tendría que utilizar las redes de la competencia. Para ello, la compañía estadounidense vincularía la cuenta de los usuarios Prime para los servicios de streaming de vídeo Prime con el acceso a Internet.

Por lo tanto, los usuarios necesitarían tener una suscripción en la cuenta Prime de Amazon. Además, la compañía estadounidense, pretende con esta idea de proyecto igualar las condiciones entre sus usuarios Prime de Estados Unidos y Europa, ya que hasta el momento, los usuarios estadounidenses disfrutan de mayores ventajas.Por este motivo, este nuevo servicio se iniciaría primero en Europa y no en Estados Unidos.

Aún se desconocen más detalles sobre este gran salto que podría dar Amazon en Europa para convertirse en un operador de Internet y por ello, no existe información sobre los primeros lugares en los que Amazon ofrecería su propia conexión a Internet. Así pues, el sector de las telecomunicaciones está pendiente de la llegada de esta revolución, por parte de este gran gigante del comercio electrónico y conocer su efecto en el mercado.