Ganancias cambiarias

Las ganancias cambiarias consisten en un ingreso extraordinario a consecuencia de un movimiento del tipo de cambio. Dicha variable es relevante para aquellas empresas e individuos que realizan transacciones en moneda extranjera.

Por ejemplo, supongamos que una firma española recibe un financiamiento en dólares. Si el euro incrementa su valor frente a la divisa estadounidense, se reducirá el importe del crédito al convertirlo a la moneda europea. Por lo tanto, se produce una ganancia cambiaria para el prestatario. Esto lo explicaremos mejor con un ejemplo en los siguientes párrafos.

Ganancias cambiarias de un deudor

Las ganancias cambiarias de un deudor se generan cuando sube el tipo de cambio, siendo este expresado como la cantidad de moneda extranjera necesaria para comprar una unidad de moneda nacional.

Analizemos, por ejemplo, el caso de Sofía Gutiérrez. Sofía adquirió un préstamo de US$ 100 en enero. En ese momento, el tipo de cambio era de US$ 1,05 por euro (su moneda local). Es decir, el valor de la deuda era de € 95,24 euros. Resultado al que llegamos realizando la siguiente operación: (100/1,05).

Luego de un mes, imaginemos que el precio del euro sube a US$ 1,08. En consecuencia, el valor del préstamo caerá a € 92,59 (100/1,08), lo que representa una ganancia cambiaria que se calcularía de la siguiente manera:

(100/1,05)-(100/1,08) = 95,24 – 92,59 = € 2,65

Esa misma ganancia cambiaria del deudor representaría una pérdida cambiaria para el acreedor.

Cabe precisar que si expresamos el tipo de cambio como la cantidad de moneda nacional necesaria para comparar una unidad de moneda extranjera, lo explicado previamente sucede al revés. Es decir, es cuando el tipo de cambio cae, que el deudor obtiene una ganancia. Esto lo podemos demostrar tomando como referencia los datos del ejemplo presentado líneas arriba.

Si 1 euro = US$ 1,05 entonces US$ 1 = € 0,9524
Si 1 euro = US$ 1,08 entonces US$ 1 = € 0,9259

Asumiendo que el préstamo es de US$ 100, al caer el tipo de cambio de € 0,9524 a € 0,9259, el valor en euros del crédito se reduce:

100 x (0,9524-0,9259) = € 2,65.

Ganancias cambiarias de una cuenta por cobrar

Las ganancias cambiarias pueden provenir de las cuentas por cobrar. Esto, cuando una compañía realiza parte de sus ventas en moneda extranjera.

Por ejemplo, veamos el caso de una empresa francesa que ha cerrado una venta a crédito el 20 de enero de una mercancía que enviará a EE.UU. El monto de la operación es US$ 100 y el tipo de cambio en esa fecha es US$ 1,1 por euro. Entonces, se calcula el monto de la transacción en moneda local:

100/1,1 = € 90,91

Asumiendo que el Impuesto al Valor Añadido(IVA) es 18%, se procedería con el siguiente asiento contable:

DebeHaber
Cuentas por cobrar107,27
Ventas 90,91
IVA trasladado

16,36

Luego, el día de cobro, el 30 de marzo, el tipo de cambio cae a US$ 1,05 por euro. El valor de la venta en la divisa local se tiene que calcular otra vez:

100/1,05 = € 95,24
Venta + IVA = 95,24 x (1,18)= € 112,38
IVA = € 17,14

Entonces, se anota el siguiente asiento contable:

DebeHaber
Caja/Bancos112,38
IVA trasladado 16,36
Utilidad o ganancia cambiaria4,33
IVA por pagar17,14
Cuentas por cobrar107,27

 

Comparte este artículo:

Si te ha gustado este artículo, te recomendamos leer:

Deja un comentario