Guía para invertir en crowdlending

Invertir en crowdlending

Tras la crisis financiera global que estalló en 2008 la rentabilidad de muchos activos financieros no ha parado de caer. En los esfuerzos por estimular a la economía, los bancos centrales, han llevado los tipos de interés a mínimos históricos. Inevitablemente, esto ha afectado de sobremanera a la rentabilidad de muchos activos financieros. En este sentido, invertir en crowdlending se ha convertido en una gran alternativa.

Al mismo tiempo, la incertidumbre que generó la catástrofe financiera provocó un aumento del coste de todo tipo de préstamos y créditos. Además, no solo el coste era mayor, sino que los requisitos para acceder a dichos préstamos eran cada vez más exigentes. De repente, invertir en crowdlending apareció como alternativa de inversión.

En este entorno con dificultades técnicas y financieras para obtener financiación, proliferaron las plataformas de crowdlending. Por una parte, el acceso a la financiación se hacía más sencillo para la persona que necesitaba el préstamo. Y, por otra parte, la persona que prestaba el dinero obtenía una rentabilidad mucho más atractiva.

Pero, ¿En qué consiste exactamente el crowdlending? ¿Qué requisitos son necesarios para invertir en crowdlending?¿Nos podemos fiar de las plataformas de crowdlending?¿Qué leyes regulan esta actividad? Son algunas de las cuestiones que, muy acertadamente, rondarán por nuestras cabezas.

Muy acertadamente, decimos, porque parafraseando a Warren Buffett, no debemos invertir en aquello que no entendemos.

¿Qué es el crowdlending?

El crowdlending es una forma de financiación colectiva mediante la que pequeños inversores prestan su dinero a otro particular, empresa o proyecto, con el objetivo de recuperar el capital más los intereses acordados en un periodo de tiempo fijado previamente.

En palabras más sencillas, una persona necesita dinero y a varias personas les ‘sobra dinero’. El que necesita dinero está dispuesto a pagar un interés. Mientras, a los que les ‘sobra dinero’ quieren rentabilizar su liquidez. Ese dinero que ‘sobra’ es lo que se conoce en finanzas como ahorro.

Al ser una forma de financiación colectiva, el prestatario obtiene todo el dinero que necesita. Pero lo obtiene de muchos inversores diferentes. Cada inversor pone una pequeña cantidad, hasta completar el total del préstamo.

El objetivo de esto es, en caso de impago, repartir el riesgo entre muchos prestamistas.

Tradicionalmente han sido los bancos quienes intermediaban con unos y con otros. Es decir, ofrecían depósitos y pagaban un interés a quienes depositaban dinero. Por otro lado, gracias a ese dinero que recibían, podían prestar dinero a aquellos colectivos que lo necesitaban.

En la actualidad, gracias a la revolución fintech, las plataformas de crowdlending están cambiando la forma en la que se presta dinero y se recibe capital.

Los participantes en el crowdlending

Ahora que ya conocemos el concepto de crowdlending, vamos a ver quién participa en el proceso. Todo puede reducirse a tres partes.

  • Prestatario: Es la persona que necesita el dinero. Solicita un préstamo y la plataforma, según diversos criterios lo acepta o no.
  • Prestamista o inversor: Pretenden rentabilizar sus ahorros. Para diversificar, suelen realizar pequeñas aportaciones a diversos prestatarios. Ayudando, de este modo, a que aquellas personas que necesitan capital puedan conseguir el dinero solicitado.
  • La plataforma intermediaria: La plataforma es quién se encarga de aceptar las solicitudes para obtener capital y de gestionar todo lo referente al pago de intereses. En definitiva, la plataforma es quién se encarga de todo. Para que, de esta forma, prestatario y prestamista se centren en lo realmente importante.

Tipos de crowdlending

Dentro del crowdlending existen varios tipos de inversión. Estos tipos se pueden diferenciar según quién sea el prestatario, el prestamista, la finalidad del préstamo o las garantías del mismo. Podríamos distinguir los siguientes:

  • Préstamos con aval hipotecario: Son préstamos con una garantía hipotecaria.
  • Préstamos a empresas: Consiste en préstamos a pequeñas y medianas empresas. Cada vez aflora más este tipo de crowdlending.
  • Descuento de crédito comercial: Se trata de ofrecer una ayuda a la hora de pagar pagarés y facturas.
  • Préstamos con garantía prendaria: En este caso el aval o garantía es un bien mueble. Gracias a ello se obtiene mejores condiciones en el préstamo.
  • Créditos al consumo sin garantía de recompra: Son créditos a particulares para consumo. Al no tener garantía de recompra el capital invertido no está garantizado en caso de impago.
  • Créditos al consumo con garantía de recompra: Estamos ante el mismo que antes. Eso sí, con una diferencia, al tener garantía de recompra, nuestro capital invertido está garantizado. Es el tipo de crowdlending con más volumen de negociación. A nivel de rentabilidad, es el tipo más atractivo para los prestamistas o inversores.

Los aspectos legales del crowdlending

Antes de comenzar a invertir en crowdlending, no debemos pasar por alto los aspectos legales.

Quizás, el aspecto legal sea el aspecto más importante. Como en casi todos los sectores que crecen mucho y que ofrecen la posibilidad de generar buenas rentabilidades, el aspecto legal es esencial.

Si conocemos las leyes que regulan esta actividad, podremos invertir con mucha seguridad nuestros ahorros. De lo contrario, si pasamos por alto este punto, seremos un blanco fácil para caer en estafas.

En este sentido, dado que cada país ofrece una regulación específica al respecto, nombraremos ciertos aspectos claves válidos para cualquier país del mundo. Es decir, sea cual sea el país en el que opere la plataforma de crowdlending, ¿Qué aspectos legales hemos de tener en cuenta?

  • Plataforma autorizada: Lo primero y más importante a la hora de invertir en una plataforma de crowdlending, es comprobar que es una plataforma autorizada. Da igual si está autorizada por la FCA británica, la CNMV en España o cumple los estándares de AFICO en México.
  • Conocer las leyes que regulan el crowdlending en cada zona: Bien es cierto que es algo tedioso y aburrido, pero nos evitará más de un disgusto. Toda la información que debemos saber está en las leyes. En México, por ejemplo, estas plataformas las regula el Decreto Ley Fintech. En el caso de España, por su parte, desde 2015 se encuentran reguladas por la Ley 5/2015 de Fomento de la Financiación Empresarial.
  • La fiscalidad: No solo es importante saber cuál es la regulación anterior. Además, hay que saber cómo tributan las ganancias o beneficios. Además, también es importante saber, en caso de ser prestatarios, como incluir eso en la declaración de la renta. Ya sea a nivel de empresa o a nivel particular. En España, por poner un ejemplo, según indica la LIRPF, los intereses pagados al prestamista tributan como rendimiento del capital mobiliario. En este sentido, cada particular o empresa habrá de informar cual es la fiscalidad en su país.

Por último, aunque no sea un aspecto legal propiamente dicho, analizar la trayectoria de la empresa en la que vayamos a invertir siempre dará mucha tranquilidad. Una empresa constituida hace 10 años con una larga trayectoria, con decenas de miles de inversores y con miles de proyecto concluidos siempre será más segura que una empresa de crowdlending de nueva creación.

Ventajas y desventajas del crowdlending

Como todo, invertir en crowdlending tiene unas ventajas y unas desventajas. Entre las ventajas podríamos destacar por encima de todo la diversificación y la rentabilidad. Mientras, entre las desventajas podríamos destacar algunos riesgos inherentes a las inversiones en general.

Ventajas de crowdlending

  • Suele tener mayor rentabilidad que otros activos financieros de la misma clase.
  • Más diversificación.
  • Inversiones con capital reducido.
  • Menores costes tanto para prestatario como para el inversor.
  • Requisitos menos exigentes.
  • Flexibilidad y rapidez en el proceso.

Desventajas de crowdlending

  • Riesgo de impago para el inversor.
  • Pagos de intereses con retraso al inversor.
  • No obtener toda la financiación que el prestatario necesita.

Consejos para invertir en crowdlending con éxito

Además de revisar bien todos los aspectos legales que hemos indicado anteriormente, se hace preciso tener diversas consideraciones para invertir con éxito. Invertir con éxito no quiere decir obtener siempre la rentabilidad que esperamos. Invertir en crowdlending con éxito es obtener una rentabilidad sostenible en el tiempo minimizando riesgos.

Algunos de los consejos para invertir con éxito minimizando los riesgos son:

  • Diversifica correctamente tu cartera: La diversificación no consiste en poner un poco de capital en cada inversión. Sino poner lo que corresponda según el riesgo y la rentabilidad. Inversiones con mayor rentabilidad y mayores riesgos asociados requerirán menos capital. Así, inversiones con mucha más seguridad requerirán mayor capital, pero a cambio menos rentabilidad.
  • Obtén la mayor cantidad de información de la inversión: Siempre que vayamos a invertir, no ya en crowdlending, sino en cualquier activo financiero, debemos analizarlo. Obtener información, analizarla y extraer conclusiones. Si es necesario contactar con asesor experto en la materia.
  • Lo más importante es el riesgo: Más rentabilidad no siempre es mejor. Nunca debemos olvidar que lo más importante es preservar nuestro dinero. La rentabilidad es importante, pero más aún lo es el riesgo. Por ello, minimizar el riesgo de nuestra cartera de crowdlending debe ser nuestra prioridad.
  • Llevar un registro de nuestras inversiones: Es recomendable crear una hoja de cálculo para tener el registro de nuestras operaciones. Y, convenientemente, poner comentarios de por qué realizamos una inversión. Esto nos ayudará a no dudar cuando exista algún tipo de problema, o retirarnos a tiempo si es preciso.

Dicho esto, para finalizar veremos un ejemplo de plataforma para invertir en crowdlending: Bondora

La plataforma de crowdlending referencia en Europa: Bondora

Bondora es la plataforma de crowdlending de referencia en Europa. De origen estonio, lleva operando desde 2009. Y, desde dicho año ha concedido préstamos por valor de 150 millones de euros. Autorizada por la FCA, los inversores en crowdlending la sitúan, sin duda, entre sus favoritas para tener en cartera.

Bondora está autorizada

Una de las razones por las que Bondora se sitúa entre los gigantes del crowdlending es su capacidad para diversificar. Podemos invertir desde solo 1 euro. Lo que permite, a pesar de no tener garantía de recompra, la minimización de riesgos a un grado muy elevado.

Por ejemplo, supongamos que nuestro capital es de 1000 euros. Podríamos, sin ningún problema, invertir en 200 préstamos diferentes por valor de 5 euros cada uno.

Todo ello, sin renunciar a una plataforma de uso sencillo e intuitivo. Ahora bien, ¿Cómo nos podemos registrar en Bondora y comenzar a invertir?

Registro y requisitos para invertir en Bondora

Para invertir en Bondora es necesario cumplir con los siguientes requisitos:

  • Cualquier persona mayor de 18 años.
  • Tener nacionalidad de un país perteneciente a Europa. No obstante, todo sea dicho, inversores de cualquier parte del mundo (México, Australia, Brasil, Canadá, Hong Kong, India, Japón, Corea del Sur, Singapur, Sudáfrica o Estados Unidos) pueden invertir en la plataforma si contactan de forma previa con Bondora.

registro bondora

En cuanto al registro, es francamente sencillo. Debemos seguir el proceso que indica la plataforma y el registro estará listo en menos de 2 minutos. Nos pedirán nuestro nombre completo, nuestro correo electrónico y un teléfono de contacto.

Una vez registrados, podremos elegir una de las formas de invertir disponibles, hacer nuestro primer depósito y comenzar a invertir en crowdlending.

Tipos de inversión desde la plataforma de Bondora

En la plataforma nos encontraremos con tres tipos de inversión. Dependiendo de nuestro objetivo de rentabilidad, riesgo y de los conocimientos financieros que tengamos, optaremos por uno u otro.

Bondora go & grow

  • Go&Grow: Es el producto más novedoso de Bondora. El objetivo de este producto es que cualquiera pueda invertir sin complicaciones. Esto es, se invierte dinero en Go&Grow y del resto se encarga Bondora. El retorno esperado es del 6,75% y es un producto líquido. Es decir, podemos solicitar la retirada de nuestro capital en cualquier momento.
  • Gestor de cartera: Es una herramienta que hace inversiones de forma automática dependiendo del nivel de riesgo/rentabilidad elegido. Disponemos de una barra que se desliza de un lado a otro. Yendo desde la opción ultraconservadora hasta la más arriesgada.
  • Portfolio pro: Podremos personalizar más nuestra inversión. Debemos elegir criterios como calificación crediticia, plazo de amortización o inversión mínima. En base a dichos criterios, la plataforma invertirá de forma automática de acuerdo con las reglas elegidas.

Por último, para los más expertos, podremos seleccionar tan solo las inversiones que más interesantes nos parezcan. Es decir, analizar uno a uno cada inversión. A continuación, se muestra un ejemplo de toda la información que nos ofrece la plataforma de cada prestatario.

información detallada prestatario bondora

Haciendo click en cada apartado se nos ofrecerá información detallada de cada prestatario. De esta forma podremos analizar al detalle cada inversión.

En conclusión, el crowdlending se sitúa entre las formas de inversión y financiación alternativa con más crecimiento. Evidentemente entraña riesgos, pero como todas las inversiones. Sin riesgo no hay rentabilidad. Dicho esto, analizando, invirtiendo con precaución y conocimiento, y diversificando correctamente es una forma más de invertir. Una forma que nos puede generar un ingreso extra en el medio plazo.

 

*Como en cualquier inversión, tu capital está en riesgo y las inversiones no están garantizadas. El rendimiento es de hasta 6,75% al año. Antes de decidirte a invertir, por favor revisa la declaración de riesgo de Bondora o consulta con un asesor financiero si fuera necesario.

Este artículo fue producido en colaboración con Bondora.

Comparte este artículo:

Si te ha gustado este artículo, te recomendamos leer:

Deja un comentario

HERRAMIENTAS

LO MÁS LEÍDO DEL MES

DEFINICIONES DE ECONOMÍA