Coworking

Lectura: 2 min

El concepto de coworking hace referencia al espacio de trabajo compartido donde varias empresas y profesionales llevan a cabo su actividad.

Traducción del inglés a “cotrabajo” y se refiere al espacio físico de trabajo compartido, donde varias empresas pequeñas, startups, autónomos o profesionales independientes pueden llevar a cabo su actividad en un mismo lugar.

Características de un espacio coworking

Existe un gestor del espacio que organiza la actividad del coworking, trata de ayudar a los coworkers, buscar oportunidades entre sus miembros y generar confianza.

Dispone de zonas comunes donde estar con otros coworkers, reunirse, celebrar eventos y establecer sinergias entre emprendedores, a la vez que, cada uno tiene su propio espacio independiente con conexión a internet y mobiliario de oficina. Depende del tipo de coworking, puede ser que estén todos en una misma sala o en salas independientes.

También funcionan como centro para realizar actividades empresariales ya que suelen organizarse eventos de networking empresarial y formación dentro de las propias instalaciones del coworking.

Ventajas del coworking

Entre las ventajas de un espacio de coworking destacan:

  • Permite a los emprendedores ahorrar costes y alquilar un espacio de trabajo a un precio más barato, fundamental cuando se inicia una actividad empresarial.
  • Flexibilidad de duración y cuotas a la hora de firmar los contratos lo que permite adaptarse a las contingencias de empresas de reciente creación y autónomos.
  • Posibilidad de establecer sinergias con otros coworkers, empresas y emprendedores que están trabajando en el mismo espacio
  • Flexibilidad de horarios de entrada y salida como si fuera tu propia oficina, lo que permite conciliación laboral.

Desventajas del coworking

Claro que no todo lo que ofrece el coworking son ventajas, a continuación mostramos algunas desventajas:

  • Menos privacidad a la hora de realizar llamadas o reuniones.
  • Más ruido y menos silencio para poder concentrarse.
  • Imagen corporativa más débil de cara a clientes y grandes empresas, aunque en el ecosistema emprendedor es lo más habitual y no se tiene como acepción negativa.

Los espacios coworking y sus particularidades permite adaptarse a las necesidades de los emprendedores y autónomos que están comenzando su actividad y son de gran utilidad.

Comparte este artículo

SI TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO, TE RECOMENDAMOS LEER:

Deja un comentario