Narrativa transmedia

La narrativa transmedia es un tipo de relato promocional donde la historia es desplegada a través de múltiples plataformas y medios de comunicación siendo los consumidores partícipes durante el proceso de realización y expansión. 

La creación de este contenido tiene como objetivo crear una participación, enganche y seguimiento por parte de los usuarios. Se desarrollan diferentes historias a través de formatos mediáticos para emitir contenido único para cada canal. Un requisito importante es que este contenido esté relacionado entre sí a través de una sincronía narrativa.

Para que  funcione, el usuario debe recorrer las distintas plataformas, invirtiendo tiempo y participación para conseguir una experiencia más significativa.

Historia de la narrativa transmedia

En los años 70 y 80, creadores del arte telemático hacían experimentos sobre la narración colectiva. Con la explosión del uso de internet en los años 90,  numerosos creadores comenzaron a explorar maneras de contar historias que entretuvieran al público utilizando nuevas plataformas.

Uno de los primeras reseñas sobre este tipo de narrativa la realiza Henry Jenkins en su libro Convergence culture donde califica la narración transmediática como una nueva estética que surgió como consecuencia de la convergencia de los medios.

El autor considera esta narrativa como el arte de crear mundos. En este mismo libro denomina la convergencia como la relación de contenido a través de múltiples plataformas mediáticas y la intención de crear el recorrido que se espera que la audiencia realice por parte de las distintas plataformas.

No hay un seguimiento concreto sobre cómo consumir el contenido de cada una de las partes de la narrativa transmedia pero lo que si es cierto es que cuanto más  se consuma, más comprensión habrá sobre la narrativa transmedia. Además, cada medio imprime una experiencia única e independiente del resto.

7 principios de la narrativa transmedia

Henry Jenkins define estos principios de la siguiente forma:

Expansión VS. Profundidad

Se trata de dos conceptos relacionados.  La expansión introduce nuevos usuarios al mundo narrativo, de los cuales algunos profundizarán más.  La participación de los espectadores irán en aumento si se ayuda a difundir el mensaje.

Continuidad VS. Multiplicidad

Ambos conceptos se relacionan debido a que las  partes que componen la narrativa transmedia no han de ser consumidas en su totalidad para entender cierto relato superior, ya que tienen independencia unas de otras aunque estén relacionadas de alguna forma, por lo que tienen elementos en común.

Inmersión VS. Extrabilidad

La inmersión significa dejarse llevar en un mundo nuevo, mientras que la extrabilidad  es la capacidad para sustraer diversos objetos, vestimentas, frases o conceptos para aplicarlos a la vida real.

Construcción de mundos

Lo interesante de este elemento es saber construir un mundo con determinadas  características que permita ser expandido en distintas plataformas, formatos y soportes.

Serialidad

Este concepto cuestiona si es necesario seguir un orden a la hora de querer introducirse en la narrativa. Sugiere plantear un contenido dirigido a que el usuario lo recorra según su deseo.

Subjetividad

Este elemento conlleva  la posibilidad de brindarle al usuario la capacidad de tomar distintos puntos de vista y percepciones de los personajes que pueden tener o no la atención principal.

Realización

La realización está vinculado al rol que toma el usuario en el producto y cómo se siente respecto al universo.

Comparte este artículo:

Si te ha gustado este artículo, te recomendamos leer:

Deja un comentario