El Macd es un indicador técnico de inversión que se encuentra incluido en la categoría de osciladores. Su nombre proviene del acrónimo inglés de “Moving Average Convergence Divergence”, que significa convergencia/divergencia de la media móvil.

Está formado por tres componentes:

  1. Macd.
  2. Histograma.
  3. Señal o signal.

Esta herramienta de inversión, mide la convergencia o divergencia de dos medias móviles exponenciales de diferente número de períodos, un promedio rápido de 12 que detecta más fácilmente los ruidos en los precios y un promedio más lento de 26. Ambos se mueven con la formación de precios de un activo financiero, y generalmente, se aplican a sus precios de cierre. La diferencia entre estas dos medias es lo que se conoce como Macd. La línea de señal o signal es un promedio exponencial del Macd y, generalmente, se utiliza con 9 períodos. Por último, el histograma es la diferencia entre el Macd y la señal. Tanto las dos medias, el Macd y la línea de señal o signal se mueven alrededor de una línea de cero.

El Macd permite detectar en qué zona nos encontramos, si el precio está sobrecomprado o sobrevendido, aunque para realizar un buen análisis técnico es necesario combinarlo con más indicadores. Utilizando el indicador a través de la detección de divergencias y modulando los parámetros a través de un análisis exhaustivo, puede ser la forma más poderosa de utilizarlo.

Existen diferentes formas de representar el Macd y la interpretación de las señales de compra y venta que dan.

Puedes ver más información sobre sus interpretaciones y un ejemplo en:

Formas de interpretar el comportamiento del Macd