Bien de primer orden

Se denomina bien de primer orden aquel que va destinado a satisfacer directamente necesidades de consumo y no para producir otros bienes.

En la clasificación de los tipos de bienes, en función del destino y utilidad inmediatamente posterior que tengan, pueden dividirse entre bienes de primer orden o bienes de consumo (destinados a suplir las necesidades básicas, generalmente de carácter humano, y no destinadas a una posterior etapa productiva) y bienes de segundo orden o bienes de producción (aquellos que se emplean para para producir otros bienes en posteriores etapas del sistema productivo).

En este sentido, los bienes de primer orden también son denominados a veces bienes primarios, ya que son destinados a paliar necesidades primarias (alimentación, salud,…).

Consideración de bien de primer orden

Generalmente los bienes de primer orden están asociados a los bienes y recursos naturales, ya sea de tipo agrícola, ganadero, extracciones y todos aquellos apenas elaborados o semielaborados pero que no vayan encaminados a producir otros bienes en el sistema productivo y de explotación económica.

Sin embargo, en la práctica los bienes de primer orden pueden estar procesados y haber formado parte de otros bienes para su consecución y fabricación, pero que sin embargo es un producto final para el consumo.

Por ejemplo, cualquier hortaliza que se cultive para el consumo humano sería un bien de primer orden, pero también lo sería un yogur, ya que va destinado para el consumo, a pesar de estar formado por varios productos a su vez.

Como ayuda en la compresión de este término, conviene citar un ejemplo de bien de segundo orden o bien de producción, como podría ser un brazo mecánico, un chip o todo aquel que sirva para producir otros bienes.

Comparte este artículo:

Si te ha gustado este artículo, te recomendamos leer:

Deja un comentario