Marketing tradicional

Lectura: 2 min

El marketing tradicional es aquella disciplina basada en estrategias comerciales que enfocan su acción a las ventas del momento, centrando su objetivo en el producto o servicio que general la empresa.

El marketing tradicional deja en un segundo plano el trato con el cliente, y sobre todo busca rentabilizar el negocio y agilizar las existencias. Se vale de soportes físicos para llevarlo a cabo.

Objetivo del marketing tradicional

El fin primordial del marketing tradicional es el aumento de la venta, de manera instantánea e inmediata. Enfocado a un público amplio, está orientado al intercambio económico. La comunicación es unidireccional, de la empresa al cliente, y mediante la publicidad directa y masiva, entre otras acciones a seguir, busca la ganancia por encima de todo.

Anuncios en periódicos y revistas, radio, televisión, panfletos, boletines, promociones, correo directo (físico), ferias comerciales… Todas estas herramientas y más ha utilizado el marketing tradicional para vender productos o servicios.

Las empresas deben conocer cómo son los consumidores para ofrecerles lo que demandan si quieren obtener mayores beneficios. Y para ello se valen de las nuevas tecnologías.

Ventajas y desventajas del marketing tradicional

Estas son las principales ventajas del marketing tradicional:

  • Llega a un público muy amplio. Tiene mucho alcance y credibilidad en las audiencias porque todavía tiene calado debido a todos los años que se lleva utilizando.
  • El contacto cara a cara. Personalizar las transacciones comerciales pueden cerrar ventas.
  • Tienen éxito cuando se dispone de un presupuesto considerable. No es una estrategia económica sino que se ha de realizar un inversión notables.
  • Todos los consumidores que tengan acceso a un periódico, servicio de correo, televisión o radio pueden conocer el negocio o servicio que se anuncia.
  • Supone un perfecto apoyo para las campañas de comunicación que lleve a cabo la empresa.
  • En función del resultado, permite la posibilidad de modificar y readaptar fácilmente la estrategia.
  • Las degustaciones, las campañas de prueba o los servicios gratuitos extendidos son aspectos de la venta que difícilmente se obtienen a través de plataformas electrónicas.

Entre las desventajas del marketing tradicional nos encontramos con las siguientes:

  • Elevados costos. Uno de los problemas más destacados es el precio elevado de poner en práctica esta estrategia.
  • Falta de métricas exactas para medir resultados. Al contrario que en el sector online no es tan sencillo elaborar métricas determinadas.
  • Cambios en los hábitos de consumo. El boom de las nuevas tecnologías y el aumento creciente de usuarios en internet ha perjudicado al marketing tradicionales.
  • No interactúa con el cliente. Es un canal unidireccional normalmente.

En mercados expansivos, donde la demanda domina sobre la oferta, este tipo de estrategias comerciales suelen ser más efectivas que otro tipo de acciones.

Comparte este artículo

SI TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO, TE RECOMENDAMOS LEER:

Deja un comentario