Se conoce como abastecimiento al proceso mediante el cual los proveedores facilitan medios al resto de grupos económicos o individuos, los cuales consiguen un determinado nivel de satisfacción o utilidad.

Por medio de la acción de abastecimiento, es posible dar solución a las necesidades de consumo de las personas u organizaciones. Es decir, se basa en el suministro de bienes como materias primas o productos elaborados puestos en circulación.

Dichos aprovisionamientos son considerados básicos y necesarios para la subsistencia y la consecución de cierto nivel de satisfacción por parte de las personas.

Desde un punto de vista más comercial, se entiende que el abastecimiento supone la adquisición de materiales necesario por parte de los compradores para el desarrollo de su actividad económica, teniendo que recurrir para ello a agentes proveedores que les faciliten los mismos.

La cadena de suministro como base del abastecimiento

En el ámbito económico, a menudo suele identificarse este concepto con el de la organización logística y la creación de una cadena de suministro.

Esto supone que sea necesario establecer un nivel de cohesión y coordinación entre los distintos puntos que componen dicha cadena. Es decir, entre las diferentes fases del proceso de oferta de productos por parte de los proveedores y su distribución hasta el cliente final.

En otras palabras, el abastecimiento debe suponer una gestión de stock eficiente, así como la fabricación de producto adecuada a un determinado nivel de demanda y la entrega de los bienes y servicios ofertados en un periodo de tiempo concreto.

El abastecimiento en otros ámbitos

Al margen del entorno económico y empresarial, el abastecimiento adquiere especial importancia a nivel social y político.

En muchas zonas del mundo, son las entidades públicas las encargadas y responsables de abastecer de agua, medicamentos, alimentos, recursos energéticos y otros bienes y servicios a la ciudadanía. Un caso similar es el desarrollado por entidades sin ánimo de lucro como son las ONG.