La revaluación es el incremento de valor de una moneda frente a otra en un sistema de tipo de cambio fijo.

Se produce en los sistemas monetarios de tipo de cambio fijo, en los cuales uno o más países fijan su moneda a otra de un tercer país de referencia como ratio de conversión con durabilidad en el tiempo.

Una revaluación es originada y decidida por las autoridades monetarias de los estados, generalmente a través de los Bancos Centrales debido a la estaticidad del tipo de cambio. Si hay un sistema de libre flotabilidad, las monedas ajustarán su valor de forma automática, autorregulándose vía mercado de oferta y demanda de divisa, mientras que en un sistema fijo son las autoridades las que han de mudar éste (por ejemplo, que la relación entre el dólar estadounidense y el peso chileno pase de 1/5 a 1/3) una vez que se producen cambios significativos y que el tipo de cambio no refleja adecuadamente la paridad o valor entre dos monedas, procediéndose a cambiar la relación.

Tipos de revaluación

La revaluación es el incremento de valor de una moneda frente a otra, sin embargo siempre que una moneda mejora su valoración no es una revaluación, sino que depende del origen de la decisión de incremento de valor así como del sistema de tipo de cambio en el que se encuentre:

  • Una reconversión es el incremento del valor nominal de una moneda sin cambiar el tipo de cambio
  • Una apreciación monetaria sería el incremento de valor de una divisa, como en la revaluación, sólo que en un sistema de tipo de cambio flotante, libre, por lo que es el mercado quien decide movimientos en la valoración.
  • El proceso contrario a revaluación es la devaluación, que consiste en la minoración de valor con respecto a otra moneda en un sistema de tipo de cambio fijo.

Ejemplo de revaluación

Un ejemplo claro de revaluación ha sido la producida en Colombia años atrás debido a que el sistema fijo de tipo de cambio no acogía los cambios económicos entre Colombia y Estados Unidos, quedando desfasado el tipo de cambio y debiendo iniciar una revaluación del peso gracias a que durante la crisis, Colombia crecía a una alta tasa (a diferencia de EEUU) que incidió en la entrada masiva de capitales, incrementado la demanda del peso; las diferencias en la tasa de tipos de interés entre ambos países y la devaluación generalizada del dólar en el mundo.