bc
Tapering es una palabra que está sonando mucho últimamente en el mundo financiero, pero, ¿Qué significa tapering en realidad?

Este término es muy reciente en el vocabulario financiero, “Taper” en inglés significa disminuir y el uso de esta palabra en finanzas es fiel a su original significado.

Cuando se habla de tapering, se hace referencia a la disminución gradual de las medidas extraordinarias de política monetaria expansiva tomadas por los bancos centrales para hacer frente a la crisis de 2008, es por tanto, una palabra que puede ser utilizada en referencia a cualquier banco central.

En concreto, el origen de la palabra tapering radica en la reducción de las medidas extraordinarias que tomaron en Estados Unidos contra la crisis, como puede ser la reducción gradual de compra de bonos por parte del FED (una compra 85.000 millones de dólares mensuales -el famoso quantitative easing), dicha compra de bonos también ha sido una medida aplicada en otros bancos centrales, como el de Japón, Inglés o Europeo desde el inicio de la crisis.

El tapering no es un proceso corto, si no que se extiende en el tiempo. La medidas de política monetaria se van quitando gradualmente a medida que los principales datos de la economía muestran mejorías (aumentos de PIB, inflación contenida en torno al 2% reducciones de paro –desempleo-). Se realiza de una manera lenta para evitar grandes distorsiones en los mercados financieros e incluso no se descartan posibles pasos atrás si en algún momento no se observa fortaleza en la mejora de los datos macroeconómicos.

Como dato curioso, cuando esta palabra fue utilizada por primera vez por Ben Bernanke el 22 de Mayo de 2013 se produjo un pánico que se tradujo en una inmediata bajada de la bolsa tras las palabras del ex Presidente de la Reserva Federal Norteaméricana.