Cheque cancelado

El cheque cancelado es aquel que el beneficiario cobró satisfactoriamente. Además, el banco ya descontó el importe correspondiente a la cuenta del emisor (librador).

Ese tipo de cheque se utiliza como comprobante de pago. Es decir, es una forma de dejar constancia de una operación.

Características del cheque cancelado

Entre las características el cheque cancelado destacan:

  • Sirve como evidencia sobre el cargo que se ha realizado a los depósitos del librador.
  • El beneficiario puede mantener el documento como recibo de cobro.
  • El cheque cancelado suele picarse con una máquina perforadora y se imprime la fecha de pago, así como el nombre y número de la cámara de compensaciones. Dicha asociación se encarga de supervisar la liquidación o reembolso respectivo al banco pagador. Por ejemplo, si el emisor tiene su dinero en el banco A, pero el cheque es cancelado en el banco B, este último debe recibir una retribución por parte del primero.
  • Los principales partícipes del cheque cancelado son: Emisor (librador), la entidad financiera donde el emisor tiene una cuenta (librado) y el beneficiario.
  • Los cheques cancelados permanecen en los archivos del banco hasta el final del mes. En ese momento, son enviados o recogidos por el cliente junto con el estado de cuenta del periodo.

Comparte este artículo:

Si te ha gustado este artículo, te recomendamos leer:

Deja un comentario