Nace el JPM Coin: la nueva criptodivisa de JP Morgan

JP Morgan Chase lanza JPM Coin, una nueva criptodivisa para los clientes del banco. Rápidamente, el lanzamiento despertó la polémica por las declaraciones realizadas por el Presidente acerca del resto de criptodivisas del mercado.

El gigante de la banca de inversión americana, JP Morgan Chase, lanza su propia criptomoneda bajo el nombre de JPM Coin. Esta nueva criptodivisa, según las declaraciones de la propia entidad, nace con la intención de facilitar las transacciones internas de la entidad, tanto para los clientes como el propio banco.

Aunque, antaño, las declaraciones del Presidente acerca del Bitcoin fuesen negativas, éste se retractó para poner de manifiesto la importancia del blockchain en un futuro muy cercano. No obstante, las declaraciones emitidas por Dimon hacían alusión a una criptodivisa en particular, el Bitcoin. Para el Presidente, este activo era un fraude y la compra del mismo dentro de la entidad sería sancionada.

¿Por qué JP Morgan se posicionaba en contra del Bitcoin?

Los motivos que llevaron a Dimon a realizar estas declaraciones fueron todos los shocks y fraudes a los que se encontraba ligado el Bitcoin. El propio Presidente definió la criptodivisa líder como un fraude financiero. Algo que, sin embargo, no considera que lo sea el JPM Coin, dado que la nueva criptodivisa estará sometida a una regulación y un control, ausentes en el Bitcoin.

Todos hemos sido testigos de los problemas y vulnerabilidades que han llevado al Bitcoin a mínimos anuales. Esos 20.000USD a los que un día cotizó ya quedan muy lejos. Las ausencias en temas regulatorios ha provocado un pánico en los inversores, agitando el valor cotizable de la criptodivisa durante toda su trayectoria vital.

¿A cuánto cotizará el JPM Coin?

Para ello, el JPM Coin cotizará a un valor fijo cambiable de 1USD. Según la entidad, el activo es un valor fijo y la volatilidad será mínima. Además, a diferencia del Bitcoin, el JPM Coin tiene un origen completamente distinto al del Bitcoin; mientras el Bitcoin muestra un carácter más especulativo, el JPM Coin tiene la intención de ser un facilitador para las transacciones internas de la entidad.

Al ser la entidad bancaria más grande de los Estados Unidos, el banco realiza millones de transacciones diarias. Unas transacciones que, sumadas a las que realizan los grandes clientes, representan unos movimientos de capital muy elevados. Con el JPM Coin, estas transacciones podrían realizarse de una forma más directa y facilitaría el intercambio de capitales entre cuentas. Todo ello sin la necesidad de movilizar los dólares.

Como principal motivo se encuentran  los pagos transfronterizos para los clientes corporativos, que actualmente dependen de transferencias bancarias proporcionadas por las redes SWIFT, lo que genera una demora de varios días hábiles para efectuarse la liquidación. Algo que se corregiría con los pagos a través de JPM Coin, pues podrían hacerse instantáneamente en cualquier momento del día.

En segundo lugar, el JPM Coin también será utilizado para las transacciones con valores y activos. En abril, la entidad probó la plataforma Quorum Blockchain, conjuntamente con el Banco Nacional de Canadá y otras compañías del sector bancario. La intención era simplificar los pagos de origen, liquidación y tasas de interés, entre otros procesos.

La diferencia entre JPM Coin y Bitcoin

Las diferencias entre ambas criptodivisas son bastante claras. Mientras el Bitcoin muestra un activo dedicado a la inversión y a la rentabilidad, el JPM Coin pretende ser una criptomoneda propia de la entidad y controlada por la misma. Hablar del JPM Coin como un competidor del Bitcoin sería un craso error. Algo que los amantes del Bitcoin ya han empezado a hacer por las redes sociales.

Estamos hablando de una criptodivisa sometida a extrema regulación del banco, así como la propia regulación a la que se somete la entidad. Una clara diferencia respecto al Bitcoin, la cual le ha llevado a incurrir en determinados errores que han derivado en vulnerabilidades preocupantes para los inversores. Inversores que no creen el activo, sino en rendimientos económicos.

Como dice Dimon, está claro que el blockchain es el futuro de nuestra economía, pero no debemos cometer el error de considerar el JPM Coin y el Bitcoin como iguales. Los fines de ambos activos son muy distantes, así como los controles a los que ambos se encuentran sometidos. Lo que sí está claro, es que cada vez más instituciones se suman la revolución tecnológica, algo que entusiasma a la entidad.

Comparte este artículo

SI TE HA GUSTADO ESTE ARTÍCULO, TE RECOMENDAMOS LEER:

Deja un comentario