Entendemos como economía de mercado al sistema de organización económica que rige la economía de un lugar a través de las decisiones conjuntas de los mercados. Esto supone que importantes aspectos como la producción de bienes y servicios o su consumo vienen determinados por la interacción de demanda y oferta.

Basar un sistema en la economía de mercado da importancia a los equilibrios originados entre oferentes y demandantes, que determinarán sus asignaciones de bienes y servicios a producir y consumir, con un alto grado de independencia de poderes o instituciones.

Estos agentes económicos producen y consumen buscando un beneficio económico o cierto nivel de utilidad, respectivamente, en un mercado junto a otros muchos individuos o empresas que se prestan a la interacción con el mismo objetivo. Esto se origina con la escasez de recursos, que hace necesario desarrollar las distintas actividades y las diferentes decisiones de consumo.

Para la existencia de mercados libres se necesita que los distintos gobiernos se centren en el control y la supervisión de los derechos de productores y consumidores en lugar de manejar a voluntad sus actividades. Sistemas políticos más proteccionistas estarán más alejados de economías de mercado, mientras otras corrientes como el keynesianismo hablan de un papel de influencia relativo.

El estudio del concepto de libre comercio asegura asignaciones de recursos eficientes simplemente dejando su funcionamiento en las manos de los agentes. La teoría de la mano invisible de Adam Smith incide también en esta idea.

Con el desarrollo histórico de teorías que dan más protagonismo al sector privado (especialmente el capitalismo) la definición de economía de mercado ha ido evolucionando hasta la actualidad, como pilar de la economía global. Actualmente prevalecen los modelos mixtos, pues en la mayoría de países el sistema económico predominante toma características del libre mercado y de planificación gubernamental.

Características de una economía de mercado

Estas son las principales características de una economía de mercado:

  • Independencia de influencia gubernamental
  • Transparencia de mercado, con total información para los agentes económicos y eliminación de otras distorsiones
  • Implementación del derecho societario y un marco legal que defienda los intereses y la libertad de acción de individuos y empresas
  • Existecia de un sector financiero útil y de correcto funcionamiento

Aspectos positivos de la economía de mercado

  • Establece una relación de equilibrio y perfecta coordinación de los agentes de un mercado, que buscando su máximo beneficio o utilidad logran participando en el mercado satisfacer dichas necesidades.
  • Evita que gobiernos e instituciones distorsionen las actividades económicas respondiendo a diferentes intereses individuales o de grupos de poder.
  • El correcto funcionamiento del mercado, fruto de la interacción de demandantes y oferentes, conduce al crecimiento económico y a un aumento considerable en términos de competencia.

Aspectos negativos de la economía de mercado

  • Pueden existir problemas en términos de eficiencia y, por lo tanto, la aparición de externalidades o fallos de mercado: situaciones de injusticia social, contaminación o exclusión que llevan al sector público a intervenir.
  • Creación de situaciones de monopolios u oligopolios, reduciendo el nivel de competencia y aumentando los niveles de precios.