Garantía real

Garantía real es un compromiso de pago respaldado por bienes reales o tangibles tales como una casa, un terreno o un coche, por ejemplo.

La garantía real constituye la entrega de un bien tangible para poder garantizar el cumplimiento de un pago u obligación. Se utiliza principalmente en préstamos bancarios y los bienes que se dejan como garantía usualmente son casas, edificios o terrenos.

Objetivo de la garantía real

Se utiliza para dar seguridad en el cumplimiento de un pago o compromiso. Usualmente la utiliza un deudor que quiere transmitir seguridad a su acreedor de que pagará el crédito otorgado. Una vez que se cumple con la obligación, se restituye al deudor la propiedad del bien dejado como garantía.

Condiciones para que un bien sea de garantía real

Las condiciones mínimas para que un bien puede ser aceptado como garantía:

  • Quien lo ofrece debe tener propiedad sobre él
  • El bien debe estar libre de cargas y gravámenes

Tipos de garantía real

Existen principalmente dos tipos:

  • Hipotecaria: cuando se ofrece un bien inmueble como garantía. Para determinar el valor de este bien se hace una tasación. En general, cuando el inmueble es una vivienda, se considera que el 80% de su valor puede ser garantía real. Si se trata de un terreno en cambio, la garantía es 50% del valor.
  • Garantía de prenda: Los bienes dejados en prenda son distintos a los inmuebles. Pueden ser joyas, coches, etc. Las condiciones las determina el acuerdo entre las partes (deudor-acreedor)

Otros ejemplos son: mercaderías, de cuentas de ahorro, fondos de inversión, etc.

Comparte este artículo:

Si te ha gustado este artículo, te recomendamos leer:

Deja un comentario