La elasticidad es la sensibilidad de variación que presenta una variable a los cambios experimentados por otra. Por tanto, es necesario disponer de dos variables dependientes para poder llevar a cabo el estudio. Simplificando, la elasticidad es la variación porcentual que padece una variable X al darse un cambio en una variable Y.

Trasladando la definición a las matemáticas, la idea se representa de la siguiente manera:fórmula elasticidadSiendo X la variable independiente e Y la variable dependiente. Observando esta fórmula, vemos que los posibles resultados son:

E mayor que 1: la variable X varía en mayor medida que la variable Y, se dice que la relación es elástica.

E igual a 1: se conoce como elasticidad unitaria, X e Y experimentan el mismo cambio.

E menor que 1: la variable Y varía en mayor medida que la variable X, relación inelástica.

 

¿Qué aplicación tiene la elasticidad en el ámbito económico?

En primer lugar, vamos a estudiar la elasticidad demanda-precio o elasticidad de la demanda. Consiste en analizar cuánto cambia la cantidad demandada por parte de los consumidores de un bien cuando el precio de ese bien ha experimentado un cambio.

Por sentido común, afirmaríamos que si el precio de un bien baja, su demanda aumentará y viceversa. (Véase bienes giffen para ver excepción)

Lo interesante es comprobar qué efecto tiene en la demanda la variación en el precio. Dependerá del tipo de bien del que se trate. Por ejemplo, si el precio de un paquete de sal se redujera a la mitad, la gente no compraría el doble de paquetes de sal, ya que se trata de un bien de primera necesidad, es decir, su consumo ya está satisfecho por necesidad y no depende, relativamente hablando, de su precio. En este caso, la elasticidad de la demanda de sal es inelástica.

Fórmula elasticidad demanda

Analicemos gráficamente la elasticidad de la demanda. (Por simplificar consideraremos curvas de demanda linéales)

 

A continuación, vamos a ver  dos casos especiales para terminar de entender bien el concepto de la elasticidad de la demanda.

grafico-de-elasticidad

E = 0   Curva de demanda vertical: perfectamente inelástica, la cantidad demandada de bien no varía cuando el precio cambia. Ocurre con bienes que no pueden ser sustituidos por otros o bienes de primera necesidad. Por ejemplo: el azúcar, la sal, medicamentos…

gráfico inelásticoE = ∞ Curva de demanda horizontal: perfectamente elástica, la mínima variación en el precio supondrá que la cantidad demandada sea cero. Es el caso de bienes con sustitutos perfectos.Gráfico elástico

Este concepto también se aplica al estudio de la relación entre el precio y la oferta de un bien. La elasticidad precio-oferta funciona de la misma manera que la elasticidad de la demanda, analiza la sensibilidad que presenta la oferta de un bien al variar su precio.

Por otro lado, otra aplicación interesante es la elasticidad de la renta con la demanda, que mide el efecto que las variaciones de la renta de los consumidores tienen en la cantidad demandada de un producto. Permitiendo así clasificar los bienes económicos en:

Bienes inferiores: elasticidad demanda-renta negativa.

Bienes normales: elasticidad demanda-renta positiva o igual a 0. 

Bienes de lujo: elasticidad demanda-renta mayor que 1. 

Bienes de primera necesidad: elasticidad demanda-renta entre 0 y 1.

 

Por último, mencionar la elasticidad cruzada de la demanda que va a reflejar las consecuencias que tiene en la demanda de un bien, los cambios en el precio de otro bien relacionado. En el caso de que este tipo de elasticidad sea positiva, se trata de dos bienes sustitutivos. Por ejemplo: la carne y el pescado, si el precio de la carne aumenta y el del pescado no varía, probablemente, los consumidores pasarían a comer más pescado.

En el caso opuesto, dos bienes con elasticidad cruzada de la demanda negativa, significa que son complementarios. Sería el caso de los macarrones y el tomate. Si sube el precio del tomate, será fácil que el consumo de macarrones descienda.

Según sea el grado de cambio de la demanda del bien X por la variación del precio de Y, diremos que la relación es elástica (varía considerablemente) o inelástica (apenas varía).